Arranca la temporada en el Centro Dramático Nacional


 La nueva temporada 2022-2023 del Centro Dramático Nacional arranca el próximo 15 de septiembre. En palabras de su director Alfredo Sanzol,

«Se entiende por resistencia la acción con la que algo o alguien resiste o tiene la capacidad de resistirse, es decir, de mantenerse firme o en oposición. Cualquier acción dirigida a producir un cambio se encuentra con una fuerza que se le opone. Cualquier acción nada más nacer aprende a resistir. Cualquier cambio, para conseguir una acción plena, necesita apoyarse en la resistencia a las fuerzas que lo impiden. Y esas fuerzas, muchas veces pretenden llevarnos a la nada». Por ello, la programación teatral está atravesada este año por el concepto de reconstrucción, personal y colectiva.

 

      Iniciamos nuestra programación en la sala grande del Teatro Valle-Inclán con Madre de azúcar, escrita y dirigida por la creadora barcelonesa Clàudia Cedó, que ya nos deslumbrara con Como una perra en un descampadoEn esta  ocasión, vuelve con un  premiado trabajo de su proyecto de teatro inclusivo ‘Escenaris Especials’, para abordar el tabú en torno a la maternidad y la discapacidad.

 

      La sala grande del Teatro María Guerrero comenzará a su vez con una puesta en escena inmersiva de La cabeza del dragón, de Ramón María del Valle-Inclán. Con esta  producción del Dramático, Lucía Miranda nos transporta a un cuento de hadas para adultos a partir de este Tablado de marionetas para la educación de príncipes.

 

¿Qué puede romperse si soy madre?

 

       El 23 de septiembre la sala grande del Teatro Valle-Inclán acogerá el estreno  de Madre de azúcar que, en palabras de su creadora, “nace de la experiencia durante 16 años en Escenaris Especials, un proyecto en donde hacemos teatro con actrices y actores con diversidad funcional.” Al darse cuenta en las clases de que el tema de la maternidad era recurrente, habló con algunas de las actrices sobre maternidad. ¿Se habían planteado ser madres? Y empezó un proceso de escritura que duró casi tres años y tiene como fruto esta obra.

 

       Madre de azúcar es una coproducción con el TNC en colaboración con el Ayuntamiento de Banyoles, Diputación de Girona, Fundación Josep Botet, Fundación Support (Girona) y Fundación Obra Social La Caixa.

 

¿Valen las tradiciones aunque quemen?

 

       Entre el 30  de septiembre y el 13 de noviembre, la sala grande del Teatro María Guerrero se convierte en un tablado de marionetas gigante, donde los príncipes son el público. Un grupo de actrices y actores menores de treinta y un autor de repertorio canónico convocados a un duelo: ¿Qué es esto de educar?  La cabeza del dragón,  una propuesta wagneriana, cinematográfica y anacrónica dirigida por Lucía Miranda, que es además dramaturga y arte-educadora y fundadora de The Cross Border Project, que trabaja en la intersección de artes escénicas,  educación y transformación social.

      

Acción Dramática: vuelven las actividades transversales

 

       En septiembre da comienzo también la agenda de actividades trasversales para público y profesionales del sector. El jueves 15 de septiembre  presentamos Dramawalker Lavapiés,  que ha explorado las historias del barrio de Lavapiés de la mano de nuestras y nuestros residentes dramáticos de la temporada anterior, - María Goiricelaya, Roberto Martín Maiztegui, Aurora Parilla y Adrián Perea -, la autora Denise Despeyroux y la dirección artística de Maria Caudevilla. Este proyecto trabaja con asociaciones y colectivos sociales del propio barrio, propiciando el encuentro  de las autoras y autores con el tejido comunitario. El trabajo de mediación es el material que genera las historias ficcionadas, posteriormente grabadas por actrices y actores. El resultado: una serie de ficciones sonoras que la o el oyente puede escuchar haciendo el recorrido físicamente por el barrio y deteniéndose en los lugares donde se ubican las ficciones; o bien desde cualquier sitio, a través del mapa virtual.

 

       Vuelven las Cartas Blancas. Cañada Real: identidad, barrio y resistencia en 14 kilómetros es la primera a la que se podrá asistir el lunes 19 de septiembre. Una propuesta de Raquel Alarcón, directora de 400 días sin luz, producción del Dramático que podremos ver a partir del 7 de octubre en la sala Francisco Nieva del Teatro Valle-Inclán. El proceso que genera barrio, las reglas oficiales y no oficiales que organizan su mapa geográfico y vital, o los pasos y dificultades a los que se enfrenta la población para que este barrio permanezca, son algunas de las claves que pondremos sobre la mesa durante este encuentro.

 

       El 5 de septiembre se abrirá además la convocatoria para la tercera edición de nuestro  programa de Residencias Dramáticas, que tiene como objetivo la promoción de la creación dramatúrgica y está diseñado para autoras y autores de teatro.